Cheesecake

CHEESECAKE CON MERMELADA DE ARÁNDANOS (SIN HORNO)

 

Hoy 30 de julio se celebra el día del cheesecake; así que os traigo una nueva receta de este delicioso postre. Pero como con la calor que hace no apetece encender el horno es una versión sin cocer y en vasitos. Esta cheesecake la he acompañado con mermelada de arándanos casera. La combinación de la galleta con la cremosidad del cheesecake y el toque de arándanos queda espectacular.

 

 

En casa esta versión de cheesecake con mermelada de arándanos ha triunfado y al estar en vasitos han volado enseguida. También podeis ver otras recetas que he preparado de cheesecake en el blog.

 

 

 


CHEESECAKE CON MERMELADA DE ARÁNDANOS (SIN HORNO)

Ingredientes (para 6 vasitos)

Para la mermelada

  • 125gr de arándanos
  • el zumo de medio limón
  • 1 cucharada de azúcar moreno

Para el cheesecake

  • 150gr de galletas tipo digestive
  • 50gr de mantequilla
  • 250gr de queso tipo Philadelphia
  • 150ml de nata líquida para montar
  • 100gr de azúcar
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla

Preparación

Para la mermelada

  1. En un cazo ponemos los arándanos con el zumo de limón y el azúcar y llebamos a ebullición.
  2. Dejamos cocer un rato hasta que veamos que algunos arándanos se van deshaciendo.
  3. Reservamos para montar los vasitos más tarde.

Para el cheesecake

  1. Trituramos las galletas que queden bien finas.
  2. Derretimos la mantequilla y la mezclamos con las galletas.
  3. Lo colocamos en el fondo de los vasitos sin aplanar y con un centímetro de grosor aprox.
  4. En un bol colocamos el queso y lo batimos un poco.
  5. En otro bol semimontamos la nata con las varillas eléctricas y le agregamos el azúcar y seguimos montando.
  6. Con cuidado le iremos añadiendo el queso a la nata y mezclaremos hasta que quede bien cremoso.
  7. Lo ponemos en una manga pastelera para que nos sea más cómodo rellenar los vasitos; dejamos un centímetro para colocar la mermelada.
  8. Por último le añadimos la mermelada de arándanos y dejamos refrigerar un mínimo de 3 horas.

 

Espero que os haya gustado y os animéis a prepararlos.

¡Nos vemos en la próxima receta!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *